La Fundación Freno al Ictus y la Fundación Alberto Contador han entregado a Deporte para DCA, un total de 4.241,79 euros, cantidad que procede de la primera edición de la acción solidaria ‘Pedalea contra el ictus’ que ambas instituciones organizaron con la ayuda de RPM-MKTG en la edición del 2020 en formato virtual y que contó con la participación masiva de la sociedad general y de grandes personalidades del mundo del deporte español.

Ambas fundaciones en su continuo compromiso con la sociedad, y en su lucha frente al ictus, impulsaron esta iniciativa, cuyo objetivo primordial es mejorar la situación del ictus en nuestro país, visibilizando la enfermedad entre la población y sirviendo como vehículo de captación de fondos para ser destinados a proyectos de inclusión de los afectados en el día a día.

El proyecto beneficiado apuesta por la actividad física como herramienta de inclusión en pacientes con diferentes grados de afectación, a través de deportes con competición oficial en activo, como la natación, atletismo, fútbol femenino, boccia y próximamente ciclismo adaptado. Asimismo, Deporte para DCA también apuesta por el deporte paralímpico en jóvenes con daño cerebral adquirido.

Al acto de entrega del cheque que tuvo lugar en Madrid en la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte (INEF), en las instalaciones del Consejo Superior de Deportes (CSD) y gracias a la Catedra de Estudios sobre Deporte Inclusivo (CEDI) de la propia facultad, acudieron Alberto Contador, presidente de la Fundación Alberto Contador; Julio Agredano, presidente de la Fundación Freno al Ictus; Juanjo García, coordinador de Deporte para DCA; Marta Pérez, Directora Técnica de Deporte para DCA; Vicente Gómez, decano del INEF y Javier Pérez, director de la CEDI.

Durante el acto de entrega, Deporte para DCA explicó en qué consiste el proyecto, realizando diferentes actividades deportivas con un colectivo de afectados y usuarios de las actividades, visibilizando los beneficios que tendrá esta donación entre este colectivo de afectados por daño cerebral. Así mismo, alumnos del INEF especializados en deporte, discapacidad e inclusión participaron de manera directa en la organización y desarrollo de las actividades de ciclismo, atletismo y fútbol realizadas por los usuarios participantes.

Estas actividades consistieron en una puesta en acción del método de trabajo de Deporte para DCA a través del cual más de 150 personas con daño cerebral adquirido realizan actividad física semanalmente. En palabras de Marta Pérez: “Este proyecto tiene como objetivo responder a un colectivo ambicioso y en crecimiento como son los jóvenes con daño cerebral que ven en el deporte una oportunidad de desarrollo personal e incluso profesional. Trabajamos siempre por incluir al mayor número de personas con DCA de diferentes capacidades funcionales y, en este sentido, el apoyo de las Fundación Alberto Contador y la Fundación Freno al Ictus van a permitir a nuestros deportistas más jóvenes desarrollar todo su potencial. Por ello estamos inmensamente agradecidos de que estas Entidades hayan apostado por el proyecto que llevamos a cabo a través de Pedalea contra el Ictus”.

En este sentido, Alberto Contador señala: “El 2020 fue un año realmente muy difícil para todos los ámbitos de la vida. La pandemia y las restricciones que acarreó impidieron que nuestro proyecto original para Pedalear contra el Ictus pudiera realizarse de la forma que nos hubiera gustado. Pero había que adaptarse, y por eso también nos adaptamos para Pedalear contra el Ictus, aunque fuera de forma virtual, y fue muy satisfactorio ver cómo la respuesta en la gente siguió siendo absolutamente maravillosa. Al final el mérito es suyo, de su compromiso, de su solidaridad. Y gracias a todos y cada uno de los participantes en esta primera edición podemos hacer entrega de esta cantidad para una institución como Deporte para DCA que tanto y tan bien viene trabajando desde 2011. Deporte para DCA es mucho más que un simple club deportivo. Es una referencia dentro de la promoción de actividades físicos-deportivas destinadas a personas con algún tipo de lesión neurológica y tanto desde Freno al Ictus como desde la Fundación Contador creemos que son unos excelentes destinatarios de esta cantidad”.

Por su parte, Julio Agredano, presidente de la Fundación Freno al Ictus, manifestó que “Pedalea contra el ictus tiene dos grandes objetivos, visibilizar la enfermedad en la sociedad a través de un evento de gran difusión, y por otro, captar recursos para poder destinarlos a proyectos finalistas que ayuden a mejorar y reducir el impacto del ictus en nuestra sociedad. Ambos objetivos se consiguieron en la edición del 2020, y ya estamos trabajando en la edición del 2021 para hacer de Pedalea contra el ictus un evento recurrente a lo largo de los años”.

Según datos de la Sociedad Española de Neurología el ictus es una enfermedad cerebrovascular que afecta a 120.000 personas cada año en España, constituye la primera causa de muerte en la mujer de nuestro país, la primera causa mundial de discapacidad adquirida en el adulto y es la segunda causa de demencia después del Alzheimer. Además, actualmente más del 50% de los afectados de ictus no se recuperan satisfactoriamente. Sin embargo, es una enfermedad altamente prevenible y tratable, siendo el 90% de los ictus prevenibles con la modificación de nuestros hábitos de vida ligados a la promoción personal de la salud. Además, es una patología donde el tiempo de reacción es fundamental para la correcta evolución y tratamiento de las secuelas que provoca.

‘Pedalea contra el ictus’ cuenta con el aval y reconocimiento de interés social de la Fundación Freno al Ictus y de la Sociedad Española de Neurología, contando con Alberto Contador como padrino de excepción, quien a través de la Fundación que lleva su nombre se posiciona a la cabeza de la lucha contra la enfermedad. Pedalea contra el ictus es un movimiento social, es una marcha popular donde las familias son invitadas a participar y a sumarse a la lucha contra la enfermedad. Esta primera edición se realizó en formato virtual debido a la situación de emergencia sanitaria provocada por la pandemia del Covid-19 y contó con la experiencia de RPM-MKTG como organizador oficial.

Deporte para DCA es una entidad que trabaja para mejorar las capacidades físicas y cognitivas del colectivo de afectados por daño cerebral, utilizando el carácter socializador del deporte. Sus principales objetivos son mejorar la capacidad funcional para realizar actividades de la vida diaria, conseguir la máxima autonomía personal, promover la superación personal cada día con nuevos retos, y desarrollar habilidades motrices y funciones cognitivas a través de la actividad física.